El COAS participa en la exposición colectiva ‘Doñana en Sevilla. Artistas por la Dehesa de Tablada’

Publicado el 28 noviembre, 2022

‘Doñana en Sevilla. Artistas por la Dehesa de Tablada’ es un proyecto artístico para la puesta en valor del espacio natural ‘Dehesa de Tablada’, promovido por la Mesa por Tablada, presidida por Curro Oñate, apoyado por Red Sevilla por el Clima y coordinado por Rocío Arregui y Txiki López.

Desde hace meses, en algunos casos, años, diversos artistas han conocido y reconocido el territorio, organizado actividades de dibujo del natural o realizado acciones performáticas.

Ahora se recogen estos trabajos en diversos espacios, a modo de dibujos, pinturas, esculturas o instalaciones. El lugar permite ser observado e interpretado de muy diversas maneras, tanto desde una mirada amplia, basada en el dibujo y la pintura del natural, incluso de la fotografía, como de una observación más atenta a la morfología de la diversidad.

LUGARES EXPOSITIVOS Y ACTIVIDADES

Sede del Colegio Oficial de Arquitectos de Sevilla 

*Inauguración el 1 de diciembre a las 19:30 horas.

Del 1 al 16 de diciembre.
Pl. Cristo de Burgos, 35, Sevilla. Mañanas de 9 a 14 h. y las tardes de martes y jueves no festivos, de 16 a 19 h.

  • La mirada amplia

El paisaje de la dehesa de Tablada ofrece una perspectiva única en la ciudad y su metrópolis. Al tratarse de una zona inundable de la ría, a la que llegan las crecidas de las
mareas, la mirada se pierde en el horizonte.
Participan los artistas Daniel Bilbao, David López Panea, Javier Martínez Cano, Paco Moraza, Pedro Nieto, Mané Pérez Tápias, Ana Aydillo.

  • Una gema en la metrópolis

La dehesa se ha conservado por diversas circunstancias como un territorio salvaje en medio del caos metropolitano de tráfico y edificaciones. Los devenires políticos, urbanísticos y
territoriales son abordados por un conjunto de artistas de un modo a veces reflexivo y en otros casos irónico.
Participan los/las artistas May Andreu, Paka Antúnez, Rocío Arregui, Loncho Gil, Javier Martínez Cano, Ángel Pantoja, Guillermo Rodríguez, MP&MP Rosado, Jorge Yeregui.

Facultad de Bellas Artes de Sevilla 

Exposición de trabajos preparatorios y de reconocimiento del lugar.

Espacio Transversal de la Facultad de Bellas Artes. Del 15 de noviembre al 2 de diciembre.
Calle Laraña, 3. 41003 Sevilla. De lunes a viernes, de 9 a 21 h.

Exposición de obras producidas expresamente 

*Inauguración el 1 de diciembre a las 18:00 horas.

Espacio Laraña y Patio de la Facultad de Bellas Artes. Del 1 al 16 de diciembre.
Calle Laraña, 3. 41003 Sevilla. De lunes a viernes no festivos, de 10 a 21 h.

  • Territorio de diversidad

La diversidad de flora y fauna se asemeja a la de Doñana por su cercanía, pero es una dehesa, es decir, un lugar de convivencia del paisaje mediterráneo fluvial y una explotación
agrícola (huertas) y ganadera (ovejas, cabras, caballos). Igualmente es rica su geología, los limos y las tierras han sido base de la cerámica y los ladrillos desde antaño.
Con la participación de los/las artistas Montserrat Caraballo, Alba Cortés, Marta G. Rangel, Laureano Gómez Miranda, Paco Lara-Barranco, Pepa López Recio, Alberto Muñoz Santos, Cristina Pérez de Villar, Pepa Rubio.

  • El bosque de Astarté

La dehesa forma parte de la antigua ría de Tartessos, y en la cornisa se rendía culto a Astarté. Las aguas y los barros ocupaban diferentes lugares del territorio. La magia del lugar
reverbera aun en su cauce transformado.
Con la participación de los/las artistas Ana Aydillo, María Cañas, Manuel Cid, Federico Guzmán, Anna Jonsson, Txiki López, Ruth Morán, Patricia Ruiz Soriano, Rosa Vives Almansa.

  • Mesa redonda y visitas guiadas a las tres exposiciones a cargo de artistas participantes.

Sala de Juntas de la Facultad de Bellas Artes: 1 de diciembre a las 18:00 h.
Primera planta de la Facultad de Bellas Artes. Calle Laraña, 3. 41003 Sevilla.

La Dehesa de Tablada

La Dehesa de Tablada es un espacio mayoritariamente virgen a pesar de haber sido objeto de usos militares, agrícolas, ganaderos… de haber sido modificada por las mareas y las inundaciones… de haber servido de base a acontecimientos históricos de gran repercusión y de sufrir la dejadez habitual de las periferias de las ciudades. Las aguas que suben hasta su ribera traen el aroma púrpura de las cañaíllas que ya recolectaran los fenicios, y riegan cardos gigantescos en una pradera inmensa. A pesar de estar protegido por Ley de Costas, como estuario, continúa en manos privadas, sin protección y a merced del vandalismo.
Los valores paisajísticos del lugar son excepcionales y muy desconocidos, pues está conectada a pie o en bicicleta con la ciudad solo por una reciente pasarela, y separada de ésta por la gran serpiente de tráfico de la circunvalación. Es el único lugar cercano a la urbe desde el que la mirada puede perderse en el horizonte, adivinándose, a lo lejos, Doñana, y avistándose sobre ella sus aves, como la garza real o el águila calzada.
Es un espacio frágil, delicado como un velo de semillas milenarias que no ha sido tocado y que aspira a permanecer así, como paisaje extraordinario, como una gema plana y opaca, una losa que sujeta a la ciudad y sus cimientos, antes de deshacerse en los limos del delta del Guadalquivir. Su puesta en valor como paraje natural es necesaria, pero ha de hacerse con delicadeza, respetando los ritmos naturales del entorno, preconizando y protegiendo la maravilla de Doñana.