Comunicado sobre La Gavidia y su entorno urbano

Publicado el 14 diciembre, 2017

El pasado verano, el Alcalde de Sevilla invitó al Colegio de Arquitectos a tutelar el proceso de selección de las ofertas para la rehabilitación del edificio de la antigua jefatura superior de policía de la Gavidia. En ese espíritu de colaboración el Colegio de Arquitectos ha realizado, durante el pasado mes de octubre, y bajo el nombre de “Lugares de Oportunidad. Sevilla 2017” una exposición pública, y una conferencia con varios ponentes especialistas, a la que fue invitado el Consistorio, para dar a conocer el edificio, su valor patrimonial y estructural.

El edificio es poco conocido por la ciudadanía y no muy bien valorado. En unos casos por lo extraño de su arquitectura en el entorno histórico en el que se enclava y, en otros, por su uso de comisaría durante el régimen anterior. Sin embargo, constituye un interesante ejemplo de la arquitectura moderna en Sevilla, diseñado con elevada calidad compositiva e implantado con desparpajo juvenil por su autor, el arquitecto D. Ramón Montserrat Ballesté, al que el COAS rindió homenaje público en el marco de la recientemente celebrada XVI Semana de la Arquitectura, Sevilla 2017.

Desde la Junta de Gobierno del Colegio Oficial de Arquitectos de Sevilla agradecemos al Ayuntamiento la participación ofrecida y mostramos nuestra disposición a seguir haciéndolo. Ofrecemos las instalaciones colegiales para la divulgación y el debate de las propuestas presentadas, para establecer criterios urbanísticos y orientar un pliego de condiciones para la adjudicación definitiva que valore la calidad arquitectónica, la inversión, el empleo y la diversidad de actividades y usos posibles en el edificio, pudiéndose tratar, dada su gran extensión, de usos mixtos que supongan un beneficio para los vecinos y usuarios en general.

Y todo ello teniendo en cuenta su entorno, pudiéndose considerar como tal el sistema de espacios públicos adyacentes, a saber: Plaza de la Gavidia, Plaza de la Concordia, Plaza de El Duque, y La Campana, sobre los que sería necesario intervenir también para su adaptación a las vigentes normas en materia de accesibilidad y para su renovación como conjunto de elementos esenciales del medio ambiente urbano de nuestra ciudad.

Por otro lado, y atendiendo a la Ley de Patrimonio Histórico de Andalucía, entendemos que junto con la Propiedad del edificio, y la Administración, es la ciudadanía el tercer agente del proceso de conservación del Patrimonio, por lo que debería conocer y participar en el fin último de un edificio como el que nos ocupa que pertenece a la memoria de colectiva.
En la línea de transparencia y compromiso del Colegio de Arquitectos con la ciudad, y de colaboración con su Ayuntamiento, hacemos público este ofrecimiento que esperemos obtenga los resultados que Sevilla necesita.